jueves, 13 de septiembre de 2012

VENEZUELA POLIFACÉTICA

UN VIAJE DE PELÍCULA Por Mariana Camargo Venezuela cuenta con una superficie continental e insular de 916.445 km2. Estos extensos territorios se expresan en una compacta superficie continental, cuya longitud máxima es de 1.493 Km. medida en dirección este-oeste y de 1.271 Km. en dirección norte-sur, lo que contribuye a facilitar la integración y cohesión interna. Cuenta con una amplia línea de costa, que alcanzan en el mar Caribe 2.183 Km. de longitud, desde Castilletes al promontorio de Paria; es de forma irregular y está constituida por numerosos golfos y bahías, entre los que destacan los golfos de Venezuela, Triste y Cariaco, y más de 314 islas, cayos e islotes de soberanía venezolana que se extienden por el norte hasta la isla de Aves y su correspondiente zona de exclusividad económica marítima. A su vez, cuenta con 1.008 Km. de riberas continentales en el océano Atlántico, desde el promontorio de Paria hasta Punta Playa, incluyendo el golfo de Paria, la isla de Patos y la fachada litoral del delta del Orinoco e islas adyacentes, donde destacan las bajas costas selváticas, cenagosas y cubiertas de manglares. En el territorio venezolano se combinan tanto los imponentes relieves de la cordillera de los Andes, la cordillera de la Costa y el macizo Guayanés, como formaciones de altitud media en el sistema Coriano y las depresiones de los estados de Yaracuy y Lara, donde se encuentran las ciudades de Barquisimeto y Carora; asimismo, también se reconoce la topografía de las tierras bajas de la cuenca del lago de Maracaibo, de Los Llanos, en el sistema del delta del Orinoco y en la llanura del río Casiquiare, en el Amazonas venezolano. En sus 3.000 Kilómetros de costas caribeñas, VENEZUELA posee amplias playas de resplandecientes arenas blancas, bordeadas por ondulantes palmeras, magníficas bahías e íntimas ensenadas. Asimismo, podemos disfrutar del exuberante follaje tropical, montañas que finalizan en acantilados, parajes solitarios y los cactus que crean un ambiente único. Muchas de estas costas forman parte de Parques Nacionales, protegidas por su singular belleza, su carácter único y su gran biodiversidad, tales como Henri Pittier, Mochima, Médanos de Coro, Archipiélago los Roques, Morrocoy y el refugio de Fauna Silvestre de Cuare. Todos estos sitios pueden ser visitados con la asesoría de Alpiturismo. Por ejemplo, esta gente cuenta con la disposición de Villa Mangrovia, una acogedora posada ubicada en Parque Nacional Morrocoy. La abundante avifauna lo incita a pasar el día observando aves. Se pueden realizar paseos por los manglares a bordo de pequeñas embarcaciones o tomar sol en estupendas playas de islas maravillosas, e incluso bucear sin necesidad de usar tanques. El pueblo colonial de Adícora puede ser una buena opción para los amantes del Winsurfing. Este lugar queda en la costa de la Península de Paraguaná con más de 240 Km. de extensión. La mejor temporada para practicar este deporte es de Febrero a Mayo. Y si lo que deseas es dedicar las vacaciones exclusivamente a la pesca, hay unos estupendos paquetes que garantizan al visitante el disfrute total de la actividad, además del apoyo de magníficos guías bilingües y gran calidad de servicio. Si queremos irnos por lo más convencional, seguro que pensarás en Puerto La Cruz, en sus bellas playas, buenos restaurantes y hoteles de primera categoría. Otra opción podría ser Cumaná, ciudad que cuenta con algunas de las playas más hermosas de VENEZUELA: Playa Colorada, Arapito, Santa Fe, Mochima, y Punta Arenas. Uno de los lugares más vistosos es el Estado Bolívar, el más grande de Venezuela. Se trata de una inmensa área de impresionante belleza, cubierta por selvas vírgenes, muchas de ellas en el Parque Nacional Canaima y la Gran Sabana. A poca distancia encontramos los tepuyes: impresionantes montañas. Excursionar por esta zona permite apreciar lugares sumamente hermosos, sobre todo en la zona sur del Estado Bolívar, como lo son los mágicos tepuyes, caudalosos ríos, hermosos saltos de agua, como el Angel y el Kukenán, y espectacular flora. Es un paisaje único en el mundo. Los Andes es una zona que bien merece ser visitada. No debemos limitarnos únicamente a la ciudad de Mérida. Conoce toda la parte de Trujillo donde, subiendo por La Puerta, se ven esos espectaculares sembradíos. Los Andes ha sido un punto de atracción turística y a la cultura de atención al público, que no es superada por ninguna otra parte del país. Mérida, particularmente, es una bella ciudad por donde se mire. Allí podemos encontrar el Parque Nacional Sierra Nevada, con cumbres que destacan como las mayores del territorio venezolano: Pico Bolívar, Pico Humboldt y Pico Bompland. En su visita a Mérida, el viajero encuentra paisajes inolvidables con poblados pintorescos, ríos, lagunas, gastronomía original, gente cordial y magníficos hoteles y posadas. Además, tiene más de 20 parques y numerosas plazas, entre ellos los famosos Chorros de Milla. Sin duda, su atracción principal es el Teleférico, el más alto y largo del mundo. Trujillo, por su parte, es una de las regiones más intensamente cultivadas del país. Es delicioso disfrutar de su clima y sus paisajes de montaña. De allí que lo llamen la Ruta del Jardín. El Estado Táchira, una región de hermosos paisajes que ofrece, entre sus atractivos principales, el Páramo la Negra, los baños termales de Aguas Calientes y el Parque Gran Colombia. En esta ciudad se pueden realizar varios paseos a poblaciones cercanas como Rubio, La Grita, San Antonio, Capacho y Pregonero. La agencia de viajes, Alpiturismo, ofrece unos paquetes hacia Los Andes, que incluye comida, alojamiento y excursiones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada